Ramón Espinosa, fundador de Espinosa Golf Design, Ibergolf y Garden & Golf

 
Ramón Espinosa García-Bermúdez es toda una institución dentro del mundo del golf, tanto en España, como en Europa, habiendo participado en más de ochenta proyectos de golf a través de sus empresas Espinosa Golf Design, Ibergolf y Garden & Golf. Doctor Ingeniero Agrónomo por la Universidad Politécnica de Madrid y Máster en Agricultura por la Universidad de Wisconsin, el periódico Nueva España le consideró ‘El Da Vinci del golf’. Ramón Espinosa posee la Medalla de Oro del Colegio Oficial de Ingenieros Agrónomos y la Placa al Mérito en Golf otorgada por la Real Federación Española de Golf. Es el único español que ha sido presidente de la Sociedad Europea de Arquitectos de Golf (ESGA), actualmente conocida como el Instituto Europeo de Arquitectos de Campos de Golf (EIGCA), de la que es actualmente Senior Member.

Entrevista publicada en noviembre de 2016

 

ramon espinosa 3
 

¿Cómo empezó a trabajar en el golf?

Bueno, como casi todos en este mundo y en esa época (hablamos de 1964), empecé por casualidad. Tuve mi primer contacto con el golf en la obra de construcción del campo de golf de nueve hoyos de Son Servera, en Palma de Mallorca. Desde entonces, poco a poco fui realizando obras de mayor envergadura y construyendo campos de golf de dieciocho hoyos, normalmente trabajando con diseñadores de renombre como Gary Player, F. W. Hawtree, Robert D. Putman, Ron Kirby, Robert Trent Jones, Javier Arana… Sin duda, la mejor universidad ha sido el trabajo directamente en campo, mano a mano con los diseñadores.

Mientras construía los campos, tuve la oportunidad de ir conociendo muy de cerca el mundo del diseño. En esa época las comunicaciones no eran ni mucho menos parecidas a las actuales, por lo que en la mayoría de los casos durante la obra era la constructora la que debía ir solucionando los problemas que surgían durante la construcción, situación que me llevó a comenzar a diseñar.

 

¿Cuáles fueron sus primeros trabajos?

Como comentaba antes, el primer campo que construí fue el de Son Servera en Palma de Mallorca, diseñado por John Harris en 1964. Posteriormente, en el año 1968, realicé mi primer diseño con el campo de golf de La Toja, un precioso recorrido de nueve hoyos en la isla de La Toja en Pontevedra, Galicia. Actualmente está considerado uno de los recorridos de golf de nueve hoyos más espectaculares de Europa.

Si la memoria no me falla, entre diseños y construcción he participado en unos ochenta y cuatro proyectos de campos de golf. Con respecto a obra, con Garden & Golf he estado involucrado en cerca de setenta proyectos, tanto en construcción integral de nuevos campos, como en ampliaciones, reformas y mantenimientos.
 
golf la toja espinosa

Golf La Toja

 

De los proyectos realizados, ¿cuál es su favorito? ¿Cuál de ellos destacaría?

Esta es una pregunta que siempre me hacen y siempre respondo de la misma forma: cada campo realizado es como un hijo. Cada uno tiene su peculiaridad y el punto diferencial de cada hijo es lo que le hace único, lo mismo pasa con los campos de golf. Me gustan todos y cada uno de ellos.

Aunque ‘destacar’ no es la palabra, sí puedo contar anécdotas particulares de cada campo. El campo de golf La Toja, por ser mi primer diseño y por su construcción, que fue también todo un reto para mí en aquellos tiempos. Este campo de golf fue promovido a finales de los años sesenta por la Condesa de Fenosa, gran persona y muy buena amiga mía.

Golf d’Aro, uno de mis grandes diseños y de mis grandes obras, fue un campo extremadamente difícil de realizar, tanto en fase de diseño como en fase de ejecución. Está situado en el pico de varias montañas y el esfuerzo que se realizó para hacerlo sería impensable hoy en día. Le llamamos ‘La catedral del golf’. Para la realización de este recorrido se movió más de un millón y medio de metros cúbicos de tierra, de los cuales un gran porcentaje se realizó en roca mediante explosivos. Gracias a este campo, entre otras razones, fui elegido presidente de la Sociedad Europea de Arquitectos de Golf, ESGA.

También está Alborán Golf, de diseño, proyecto y construcción nuestra, en donde se celebraron los XXV Juegos Olímpicos del Mediterráneo en 2005. Estos Juegos pasaron desapercibidos para el público en general, pero eran un paso importantísimo para que finalmente el golf se convirtiera en deporte olímpico en el 2016. Otro ejemplo destacado es el Club de Golf Cierro Grande, en Asturias. Es un campo rústico nacido del amor al golf en donde todos los que han intervenido han puesto su grano de arena para que saliera adelante. Hoy en día es un campo de golf consolidado y que gusta mucho a todo el que lo juega.

¡Podría seguir así horas y contar una anécdota de todos y cada uno de los campos en los que he intervenido!
 
ramon espinosa sergio garcia

Ramón Espinosa y Sergio García durante los XXV Juegos Olímpicos del Mediterráneo (2005)

 

¿Cómo fue su etapa como presidente de la Sociedad Europea de Arquitectos de Golf?

Fue una etapa muy intensa. Fui elegido presidente durante dos períodos consecutivos, de 1994 a 1998, y durante mi mandato conseguimos la unificación de todas las asociaciones de arquitectos de golf de Europa: la French Association of Golf Course Architects, el British Institute y la European Society of Golf Course Architects, que por entonces trabajaban separadamente. Desde entonces, pasó a llamarse European Institute of Golf Course Architects (EIGCA), consiguiendo una voz única y mejorando el servicio a la industria del golf.

 

¿Cuál cree que ha sido la clave de su éxito en el mundo del golf?

Pienso que ha sido mi pasión y dedicación completa al mundo golf durante todos estos años. Mi larga experiencia trabajando junto con grandes profesionales de la industria del golf como diseñadores de primer nivel, proveedores que cuentan con la máxima calidad, grandes jugadores experimentados, etc. Cuando el trabajo se hace con entusiasmo y esfuerzo, el resultado es contar con dos de las mejores empresas del sector como son Garden & Golf y Espinosa Golf Design.

Siempre he diseñado los campos de golf pensando en el jugador y el respeto al medio ambiente, realizando diseños divertidos, con retos alcanzables, de manera que el jugador se encuentre con la necesidad de volver una y otra vez a jugar el campo hasta conseguir superarse. También, me pongo en la posición del promotor y pienso en el mantenimiento posterior del campo, de manera que el campo sea sostenible a todos los niveles, ecológica y económicamente hablando.

Por otro lado, es fundamental contar con un equipo que conoce bien su trabajo y que se esfuerza día a día para obtener los mejores resultados. Por eso, estoy enormemente agradecido a todo mi equipo de trabajadores de Garden & Golf a los que les mando un fuerte abrazo, no sólo a los que actualmente están trabajando con nosotros, sino también a los que lo han hecho durante otros muchos años pasados y se han jubilado después de llevar toda una vida en Garden & Golf.
 

golf d'aro 4885

Golf d’Aro

Scroll To Top