Noticias destacadas

EcoBunker: de un invento sencillo a una solución indispensable para taludes de bunkers

Visitas: 258

“Estos bunkers no necesitarán mantenimiento durante más de veinte años y sus taludes son prácticamente idénticos a los naturales… Si no los hubiera inspeccionado con mis manos e hincado mis rodillas en algunos de ellos nunca habría sabido que no eran de verdad”. Las palabras del escritor de golf estadounidense Graylyn Loomis, describiendo su experiencia con EcoBunker como parte de la revisión que realizó a Secession Golf Club (Carolina del Sur, EEUU) en 2016, son más que contundentes. Si está interesado en el artículo completo de Loomis haga click aquí, igualmente puede descubrir cómo un invento relativamente simple ha evolucionado hasta resultar un efectivo producto que aporta:

  • Superior integridad estructural que deriva en una esperanza de vida mínima garantizada de veinte años
  • Resistencia a todas las formas de erosión (todas las condiciones climáticas extremas y animales de madriguera)
  • Estética tradicional (la mayoría de los golfistas simplemente asumen que la construcción es totalmente natural)
  • Alto rendimiento (similar al césped natural pero nunca más se empotrarán bolas en ese talud)
  • Reducción en un 81 % de los costes de mantenimiento de taludes (en un campo links típico)
  • Aprobado para su uso en eventos de R&A y PGA Tour
  • Rápido y fácil de instalar (una vez que se dominan algunas habilidades básicas)

Richard Allen, ingeniero e inventor de EcoBunker, describe cómo ha desarrollado y refinado su invento original durante un período de ocho años hasta el punto de que los mejores jugadores del mundo están siendo desafiados por sus revestimientos de césped sintético.

ecobunker Patent Bunker Face Sketch

“El primer prototipo de Envirobunker (su denominación original) fue un buen comienzo, pero me parecía que el césped era un poco delgado en comparación con la capa de césped natural. También el ángulo del rastrillo de la pared era de solamente 45º y, como resultado, el impacto de la bola no era como yo hubiera deseado”, indica Richard. “En respuesta a esto, mi primer refinamiento de diseño fue una técnica de ‘pila múltiple’. Mi diseño original de la pila doble es ahora la opción de muchos campos de golf, particularmente de campos tipo links”.

“Uno de los siguientes desafíos surgió debido a una primavera muy seca en Reino Unido durante 2013, lo que causó que el césped se secara en los taludes de búnker orientados al sur. Para encontrar una solución, diseñé y encargué ensayos de pruebas de césped en los laboratorios STRI. A raíz de los resultados obtenidos en estas pruebas e investigaciones adicionales en varios campos de golf, modifiqué el diseño del borde, especificando tipos de hierba tolerantes a la sequía y proporcionando orientación sobre el régimen de mantenimiento durante el período inicial de establecimiento de raíces. Ahora, los taludes de césped naturales son mucho más resistentes”, añade Richard.

ecobunker original drawing

“Poco después de que me estableciera mi nueva empresa EcoBunker en junio de 2014, me di cuenta de otra posible barrera para los clubes de golf: el color. Muchos clubs de golf prefieren que sus bordes y taludes de búnker mantengan un color marrón como de ‘suelo quemado’. El color marrón proporciona un contraste agradable con el entorno verde en un campo de golf de una manera que el césped artificial verde no puede igualar. Nadie hasta ese momento había pintado un talud de bunker por lo que presentó una solicitud de patente que se debe concretar en los próximos seis meses”, continúa Richard.

“La oportunidad surgió poco después al pintar los bunkers en la Secesión Golf Club. Tras algunas investigaciones se encontró una pintura adecuada y se pintaron los cincuenta y tres bunkers del recorrido. El proceso fue rápido y fácil, alcanzando unos resultados muy resistentes. Incluso después de la exposición al huracán Matthew los taludes pintados permanecieron completamente intactos y sin cambios. La opción de aplicar pintura o cualquier otro revestimiento aplicado a los bunkers está pendiente de patente y sólo se ofrece a través de EcoBunker y de nuestros distribuidores en los Estados Unidos, IVI Golf”, concluye Richard Allen.

El avance más reciente de EcoBunker es un producto denominado Permaedge, un producto aún más interesante que el original Envirobunker y que los diseños de EcoBunker. El factor de seguridad contra los tres modos comunes de fallo de muro de contención se incrementa alrededor del 50 %. También es una opción más sostenible porque necesita menos material externo (ahorro de envío de material específico a largas distancias) y permite el uso de una mayor cantidad de material local. Muchos proyectos en los Estados Unidos y México, como The Greenbrier, Bella Vista, Jefferson’s Landing, Bayonne, Dublín y Rancho San Lucas se están beneficiando de esta opción de construcción. EcoBunker también ve grandes beneficios para los clubs de golf en España, en particular utilizando la eficiente opción Permaedge.

EcoBunker ofrece una consulta inicial gratuita a greenkeepers y gerentes españoles de aquellos campos de golf interesados en una seria inversión en mejora de bunkers. Su asesoramiento independiente se extiende a los taludes de bunker, drenaje, agronomía y arena. Puedes contactar con Richard Allen en richard.allen@ecobunker.co.uk.

ecobunker Berkshire 1