Noticias destacadas

Javier Ramírez, director general de Greenmowers: “Tenemos una magnífica oportunidad de crecimiento en los próximos años”

Visitas: 466

Javier Ramírez es licenciado en Ciencias Empresariales y cuenta con un MBA por la Thunderbird School of Global Management de Arizona, Estados Unidos. Con más de dos décadas de experiencia profesional, a lo largo de su carrera ha desempeñado cargos de máxima responsabilidad en compañías nacionales y multinacionales del sector financiero como AIG y Banesto. Tras el cambio de propietarios en Greenmowers, Javier fue nombrado nuevo director general a mediados de este año.
 


 

Tu trayectoria profesional se ha desarrollado fuera de la industria del golf, ¿cómo la percibes una vez te encuentras dentro de ella?

Sin duda la industria del golf en España es una realidad totalmente consolidada, más aún después de haber superado con nota los complicados años vividos a consecuencia de la crisis económica. En los meses que llevo a cargo de Greenmowers no he dejado de encontrarme grandes profesionales en todas las áreas que tienen muy claro lo que quieren hacer para seguir impulsando el golf en España. Nada de ello me ha pillado por sorpresa ya que llevo muchos años vinculado al golf como aficionado, pero sí me ha llamado la atención la gran sensación de compañerismo que se respira entre los distintos profesionales de la industria. ¡Es fantástico!

 

¿Cómo enfocas tu actividad diaria dentro de Greenmowers?

Obviamente en estos primeros meses he dedicado gran parte de mi tiempo a “empaparme” de información, tanto interna como externa, ya que era imprescindible para mí conocer bien la compañía y su entorno antes de cualquier otra cosa. No obstante, durante las visitas a nuestras delegaciones también he tenido la oportunidad de empezar a visitar a algunos de nuestros clientes, que son a los que la compañía debe estar enfocada. Por supuesto, aún me queda muchísimo por hacer en este sentido, ya que afortunadamente son muchos y muy dispersos los campos de golf en España.

 

Acabas de aterrizar en la compañía y seguramente tienes nuevas ideas que desarrollar, ¿qué aspectos principales estás tratando?

Creo que Greenmowers debe estar enfocada al cliente y, para ello, es imprescindible que todas sus áreas lo estén. No se trata sólo de que nuestro equipo comercial o nuestro servicio técnico se preocupen por nuestros clientes, sino de que todas y cada una de las personas que integramos Greenmowers nos esforcemos cada día por encontrar formas de proporcionarles un mejor servicio en todos los aspectos. En eso es en lo que estamos trabajando desde el primer día y en lo que seguiremos trabajando en adelante.

 

Greenmowers presenta cobertura nacional y siempre busca los mejores profesionales en cada área, ¿está prevista la incorporación de nuevo personal?

Afortunadamente, si he de destacar un punto fuerte en Greenmowers es su plantilla. Creo que cuento con los mejores profesionales del sector, y es por ello que soy tan optimista cuando miro al futuro. Creo que la clave de mi trabajo consiste en proporcionar a este equipo los medios necesarios para poder desarrollar el suyo en plenitud de condiciones. Si soy capaz de hacerlo, ellos serán los que lleven a la compañía al alcanzar cotas superiores, y los que dicten la necesidad de aportar recursos adicionales de cara a la consecución de nuestros objetivos.

 

En unas semanas Greenmowers acudirá, un año más, al congreso anual de la Asociación Española de Greenkeepers, ¿que nuevas unidades presentaréis?

Fundamentalmente nos gustaría mostrar la “recién llegada” TR320 para tees y antegreenes, más versátil y con posibilidad de desplazamiento lateral de las unidades de corte, así como el buggie E-Z-GO Elite que incorpora las nuevas baterías de litio, con cero mantenimiento y garantía de cinco años. Creo que sin duda es el siguiente paso en vehículos de golf y donde una vez más, nuestro socio E-Z-GO ha demostrado estar en vanguardia en cuanto a innovación.


 
Un tópico generalizado del golf en España es que es un “deporte para la élite”, algo que frena mucho su promoción en nuestra sociedad, ¿lo percibes así en tu día a día?

No sé si a día de hoy hay quien aún considera el golf como un deporte para las élites. Yo desde luego pienso que no es así y considero que el trabajo de las federaciones y de los propios campos y clubs está ayudando mucho a su acercamiento a un mayor número de aficionados. Creo que la dificultad para promover el golf a mayor escala está más relacionada con dos características específicas de este deporte: por un lado su dificultad técnica, que hace que sea un deporte con un proceso de aprendizaje algo más “lento” que otros y que, por tanto, requiere algo más de una “paciencia” que no todo el mundo tiene; y por otrolado el tiempo que requiere jugarlo.

Estos dos factores siempre van a estar ahí, y es cierto que limitan su popularización (aunque haya encomiables iniciativas para “paliar” el segundo de ellos), pero creo que a la vez son dos de los mayores atractivos de este deporte: a nivel deportivo el golf es un desafío como pocos y personalmente no encuentro una forma mejor de pasar varias horas al aire libre, haciendo ejercicio y en compañía de familiares o amigos.

 

Muchos profesionales de la industria mantienen que es importante ser, además, jugador de golf para entender ciertos aspectos de los campos de golf o para poder ponerse en la piel de los clientes finales, los golfistas. ¿Estás de acuerdo en esto?

Sin duda, la teoría diría que el ser jugador necesariamente puede aportar un punto de vista complementario. No obstante, en la práctica me he encontrado con que hay un gran número de profesionales en la industria que no son jugadores habituales y que hacen un trabajo asombroso. De todas formas, un campo de golf no depende de una única persona, sino de verdaderos equipos de profesionales, y entre ellos siempre hay jugadores y no jugadores.

 

¿Qué le recomendarías a alguien que trabaje en otro sector diferente al golf pero que esté pensando en unirse a la industria del golf?

Le recomendaría que lo haga cuanto antes, ya que creo que es un buen momento para el golf en España, y estoy seguro que surgirán buenas oportunidades en el corto plazo. Solo hay que estar preparado (¡y formado!) para aprovecharlas.

 

¿Cuáles son tus objetivos a corto y medio plazo?

Creo que Greenmowers tiene una magnífica oportunidad de crecimiento en los próximos años. No obstante, en un entorno cada vez más profesionalizado y exigente, hemos de asegurarnos que no sólo proporcionamos productos de primera calidad a nuestros clientes, sino que además les aportamos un valor añadido en virtud de un servicio y una atención diferenciados. Por ello, mi objetivo prioritario es asegurar que la compañía disponga en todo momento de los medios necesarios para ser capaces de alcanzar esos niveles superiores de servicio.