Noticias destacadas

Cabopino Golf estrena una flota de medio centenar de buggies Club Car suministrados por Riversa

El costasoleño recorrido Cabopino Golf, con el objetivo de mejorar la movilidad de sus jugadores en el campo, ha adquirido una flota de cincuenta y dos buggies Club Car (cincuenta unidades del modelo Precedent eléctricos y dos del modelo Tempo de litio) que recientemente ha sido entregada por su distribuidor en exclusiva en España, Riversa.

Cabopino Golf ha buscado que los vehículos estuvieran en sintonía con la filosofía del campo y preserven el espacio. De ahí que estos buggies sean respetuosos con el medio ambiente, silenciosos en su movimiento, cómodos, seguros y con una cuidada estética.

Las unidades del modelo Precedent eléctricos presentan carcasa color platino y asientos beige. El modelo Tempo de litio, por su parte, son la nueva apuesta de la casa Club Car y lo último en tecnología y confort. Los cincuenta y dos buggies cuentan con el sistema GPS Visage™ para la gestión de flotas, un software que permite al campo controlar el ritmo de juego y optimizar la administración de la flota además de limitar la velocidad en determinadas zonas o impedir su acceso. Por su parte, con este GPS el golfista puede ver los hoyos a vista de pájaro, obtener información de las distancias y, en definitiva, sentir que conecta con el recorrido.

“Los buggies Club Car son buenos y de calidad, pero nos hemos decantado por ellos por el servicio postventa de Riversa”, apunta Eliat Pérez, director de Cabopino Golf, quien el pasado 6 de junio recibió la flota de manos de María del Carmen Pérez, directora adjunta de la división de Golf de Riversa.