Destacado

El Encín Golf acoge un nuevo Seminario de Valoración promovido por el Comité de Campos y Hándicap de la Real Federación Española de Golf

El recorrido madrileño de El Encín Golf ha acogido el Seminario de Valoración que desde 2001 promueve anualmente el Comité de Campos y Hándicap de la Real Federación Española de Golf (RFEG).

El objetivo del evento es homogeneizar los criterios de los distintos valoradores de la RFEG, ofreciendo la posibilidad de discutirlos con los valoradores de otras zonas de España y compararlos con los Master Raters.

Con la presencia, en esta ocasión, de diecisiete valoradores de distintas zonas de la geografía española, el resultado obtenido fue muy satisfactorio confirmando que el Sistema de Valoración de Campos está siendo aplicado correctamente en los campos de golf españoles.

La estructura del Seminario ha sido la misma que utiliza la USGA para transmitir las actualizaciones del sistema a las distintas Federaciones asociadas. Así, en una primera parte se expusieron de manera teórica recomendaciones y directrices a la hora de valorar un campo, dando a conocer las revisiones del sistema de calibración vigentes.
 

 
El tema central del Seminario de Valoración de Campos de este año ha sido los cambios introducidos en el Sistema Mundial de Valoración de Campos que, al igual que las Reglas de Golf y del Sistema de Handicaps, se revisa cada cuatro años.

La segunda parte consistió en distribuir a los valoradores por equipos para realizar la valoración práctica de unos hoyos del campo de El Encín Golf y posteriormente concluir el Seminario analizando los resultados obtenidos por los diferentes equipos y comprobar su afinidad con el sistema.

Las diferencias entre los resultados obtenidos por los diferentes equipos fueron mínimas, reflejando la homogeneidad de los criterios por parte de todos los valoradores independientemente de su zona de procedencia.

El Encín Golf es un par 72 diseñado por Von Hagge e inaugurado en 2011 que ha albergado varios torneos de categoría. Entre sus instalaciones destaca su escuela de golf, con una cancha de prácticas con más de un centenar de puestos y un hotel de cuatro estrellas en el propio campo, caracterizado por unas amplias calles, obstáculos de agua y unos greens ondulados y movidos.