Noticias destacadas

El Golf de Zarautz amanece con destrozos y lemas reivindicativos de tinte ecologista

“No me importa tanto el dinero que nos va a suponer como el tiempo que vamos a tardar en subsanar los destrozos”, comentaba a primera hora de la tarde de ayer, desde el otro lado del hilo telefónico, Beatriz Aseginolaza, gerente del Real Club de Golf de Zarautz. “Lo que nos han hecho es una faena gorda, un desastre”, agregaba con tono apesadumbrado. De madrugada, unos extraños se habían colado en las instalaciones para ocasionar distintos desperfectos. “Han estropeado por completo tres greens: el del hoyo tres, el del cuatro y el provisional del tres. Además, también hay daños en uno de los pasillos. Estamos hablando de unos 60 agujeros y socavones en total. Y encima nos hemos encontrado una pintada en la hierba con el lema Biotopoa herriarentzat”, explicaba la dirigente del club.

A los integrantes de la entidad les esperan ahora “meses y meses hasta que el césped destrozado se regenere”. Apenas unas horas después del incidente, las instalaciones acogían ayer varias partidas que, sin embargo, debían celebrarse esquivando dos de los hoyos del recorrido. En ellos ya trabajaban operarios de mantenimiento pero, a tenor de las palabras de Aseginolaza, llevaban a cabo únicamente los primeros cuidados de un proceso que se antoja largo, y que se prolongará aún más por culpa de la naturaleza de las instalaciones. “Estamos hablando de un campo centenario. Aquí no podemos utilizar materiales nuevos, ni plantar con semillas nuevas… Y eso va a ralentizar la recuperación”

 

Lee la noticia completa aquí.