Destacado

El Parlamento Europeo rechaza el Reglamento de Uso Sostenible de Productos Fitosanitarios, normativa que comprometía a los campos de golf españoles

La semana pasada, el Parlamento Europeo rechazaba el Reglamento de Uso Sostenible de Productos Fitosanitarios, una normativa muy lesiva para los campos de golf españoles, en una votación con 299 votos en contra, 207 a favor y 121 abstenciones.

Sin embargo, el borrador rechazado contenía una novedad importante para el sector: se consideraba a los campos de golf fuera de las zonas sensibles, una de las demandas que desde el conjunto de instituciones del golf español –integrado por la Real Federación Española de Golf (RFEG), las Federaciones Autonómicas de Golf, la Asociación Española de Campos de Golf (AECG), la Asociación Española de Greenkeepers (AEdG), la Asociación Española de Gerentes de Golf (AEGG) y la Asociación Española de Profesionales de Golf (PGA)–, se venía reclamando en pro de los trabajos llevados a cabo hasta la fecha para defender los intereses del sector en el marco del Reglamento relacionado con el uso sostenible de productos fitosanitarios realizado por el Gobierno de España ante una primera propuesta de la Comisión Europea.

En este sentido, a partir de ahora se abre un período en el que el Consejo de la Unión Europea deberá tomar una decisión al respecto con tres posibles planteamientos:

1.- La Comisión podría retirar la propuesta de Reglamento antes de que haya posición en el Consejo decayendo definitivamente. La nueva Comisión que se forme en 2024 tendrá que decidir si quiere presentar algo nuevo en esta área.

2.- El Consejo adopta su posición y el Parlamento Europeo, sin más trabajos en comités, vota favorablemente adoptar esa propuesta y se realiza un trilogo muy rápido bajo la presidencia belga. Se podría aprobar el nuevo reglamento antes de las elecciones europeas. Abril 2024, fecha límite.

3.- Ni la Comisión ni el Consejo hacen nada y todo se queda en un limbo hasta que la nueva Comisión decida en 2024/2025 qué hacer al respecto.
 

 
En junio de 2022, la Comisión Europea presentó un ambicioso Reglamento sobre el uso sostenible de productos fitosanitarios, abordando desafíos relacionados con objetivos de reducción y zonas sensibles.

La propuesta buscaba establecer pautas para la gestión sostenible de productos fitosanitarios, enfrentando cuestiones cruciales en términos de reducción de exposición y protección de zonas sensibles. Tras debates y la Decisión del Consejo, la Presidencia española ha presentado un texto transaccional que define zonas sensibles en tres categorías y establece medidas específicas para cada una de ellas.

Este texto incluye un procedimiento de excepción limitado y objetivos de reducción obligatorios a nivel de la Unión Europea para indicadores de riesgo y sustancias peligrosas, con una revisión futura basada en recomendaciones no vinculantes.

La Asociación Europea de Golf (EGA) respalda la iniciativa de la UE para reducir la exposición humana a productos fitosanitarios y apoya la propuesta de la Comisión de Reglamento sobre uso sostenible de plaguicidas (SUR 2021/2115). Sin embargo, expresa inquietudes sobre la prohibición repentina en áreas sensibles, especialmente en campos de golf, argumentando posibles consecuencias económicas y sociales negativas.

Para abordar estas preocupaciones, la EGA propone un enfoque de reducción drástico con un calendario transitorio para minimizar el uso de sustancias químicas en campos de golf. Destacan medidas implementadas como el Manejo Integrado de Plagas (MIP) y protocolos para proteger la salud humana y el medio ambiente. Además, presenta una hoja de ruta de Turfgrass Sustainability 2023-2030 con compromisos voluntarios para gestionar de manera segura y sostenible los campos de golf.

La EGA también plantea inquietudes sobre la excepción limitada para el uso de productos fitosanitarios en zonas sensibles y propone un sistema de excepción práctico que permita el uso necesario en desafíos deportivos mínimos. Se comprometen a colaborar con el Consejo y otras partes interesadas para crear un sistema de excepción funcional y sostenible.
 

 
Este informe, encargado por la UEFA y la EGA, explora a fondo el uso sostenible de productos fitosanitarios en el ámbito del fútbol y del golf.

Dividido en secciones clave, aborda la gestión y mantenimiento de campos, efectos ambientales y económicos y estudios de casos de clubs europeos.

  • Gestión y mantenimiento de campos proporcionando recomendaciones detalladas para mejorar la sostenibilidad y reducir el uso de pesticidas en campos de fútbol y golf. Aspectos como selección de especies, fertilización, riego y control de plagas son analizados en profundidad.
  • Efectos ambientales discutiendo los impactos negativos y positivos del uso de pesticidas en el medio ambiente así como destacando la importancia de prácticas sostenibles para mejorar la calidad del agua y promover la biodiversidad.
  • Efectos económicos abordando los costes asociados al uso de pesticidas y los beneficios económicos de la gestión sostenible resaltando la reducción de costos y la mejora de la reputación del club.

 
Este informe destaca la importancia crítica de la gestión sostenible en campos de fútbol y golf, proporcionando recomendaciones prácticas para reducir el uso de pesticidas y mejorar la sostenibilidad en línea con las directrices de la Unión Europea y la visión de la Asociación Europea de Golf.