Noticias destacadas

El programa love.golf patrocinado por Syngenta cruza fronteras para defender en España la participación femenina en el golf

Love.golf, una iniciativa innovadora de coaching para mujeres, ha puesto a prueba su innovador método de enseñanza a un grupo de diez entrenadores en Madrid como parte de su compromiso con el aumento de la participación femenina en el golf a nivel mundial. Tras un gran éxito en el Reino Unido, donde ha prometido su apoyo a la Carta de Mujeres y Golf de R&A, el programa ha atraído un gran interés de entrenadores internacionales que desean involucrar a posibles golfistas en sus propios países, incluidos España, Suecia y Alemania.

Para la primera incursión del programa en España, Alastair Spink, head coach y fundador de love.golf, apoyado por su el coach Jo Taylor, demostró en el Centro Nacional de Golf de Madrid la metodología del programa a un grupo de entrenadores españoles liderado por José Vicente Pérez, director del área de formación de la PGA de España.

Los entrenadores fueron formados en el concepto love.golf, enfocado en aprender jugando en el campo de golf en lugar de lecciones técnicas en un campo de prácticas, junto con la necesidad de que el entrenador “retroceda” en varios momentos para permitir que las participantes se beneficien de la dinámica de grupo que crea el programa.
 

 
“Es emocionante ver que el deseo de traer más mujeres al golf es algo que trasciende las fronteras, y que existe una universalidad con la que los entrenadores profesionales de otras naciones sienten que pueden conectarse”, reflexiona Alastair Spink.

“Nuestros entrenadores se han inspirado en lo que han visto de love.golf y lo ven como una gran oportunidad para involucrar a nuevas golfistas en España. Esperan poner en práctica lo que han aprendido en Madrid en sus respectivos lugares en todo el país”, añade José Vicente Pérez.

Con métodos basados ​​en investigaciones líderes en la industria realizadas por Syngenta y estudios académicos realizados por Alastair Spink, love.golf elimina muchas de las barreras que se perciben para que las mujeres entren al deporte, creando una introducción atractiva e implacable al golf.

El programa, que cuenta con el apoyo de las PGA de Europa como socio de desarrollo de golf, ha mejorado significativamente las tasas de retención y ha ganado un amplio reconocimiento por desafiar con éxito las percepciones tradicionales y reescribir el modelo estándar de entrenamiento de mujeres.