Destacado

El Real Golf de Pedreña concluye la implantación del ‘Master Plan’ desarrollado por David Williams Golf Design

Cuando en 2010 se le encargó a David Williams, fundador de David Williams Golf Design y ex-presidente del Instituto Europeo de Arquitectos de Campos de Golf, que preparara un informe detallado y un ‘Master Plan’ para el recorrido del Real Golf de Pedreña, probablemente no había previsto que la implementación de ese ‘Master Plan’ daría como resultado más de catorce años de constante rediseño y reconstrucción.

Diseñado por Harry Colt, uno de sus pocos diseños en España, fue descrito por el igualmente reconocido arquitecto de golf Tom Simpson como “el mejor proyecto de golf de Harry Colt en el continente”. Inaugurado en 1928, el campo ha acogido el Open de España en tres ocasiones, la más reciente en 1988. Sin embargo, en años más recientes, su principal reclamo a la fama es su asociación con el recordado Seve Ballesteros, quien nació en el pueblo de Pedreña y jugó la mayor parte de sus primeros años de golf en el club.
 

 
«Inicialmente, el club nos encargó no sólo crear un ‘Master Plan’ a largo plazo sino también asesorar al club sobre los greens, que habían sido reconstruidos unos diez años antes según los estándares de la USGA, pero que desafortunadamente habían llevado a a que muchos de los greens tuvieran muy pocas posiciones de bandera, situación que el club deseaba remediar», explica David Williams.

«El problema se debió a que la reconstrucción de los greens, inicialmente destinada sólo a recrear los contornos existentes en la nueva planificación, fue realizada por un constructor local y sin la supervisión de ningún arquitecto de golf. Así, los greens, que en muchos casos tenían varios niveles y plataformas bastante niveladas, se reconstruyeron incorrectamente como una larga pendiente. Tanto es así que después de inspeccionar todos los greens afectados y elaborar planos detallados que ilustraran las áreas donde se pueden fijar los greens a diferentes velocidades, fuimos felicitados por el head greenkeeper quien dijo que ahora podría responder a los socios cuando le preguntaran por qué, en algunos greens, la bandera siempre se colocaba relativamente en la misma posición cada vez», añade.

Al recibir el ‘Master Plan’ de David Williams Golf Design en noviembre de 2010, el club decidió implementar sus propuestas durante una serie de años, generalmente reconstruyendo totalmente dos o tres hoyos completos cada dos años. Este calendario de años alternos tenía como objetivo garantizar que los socios no sufrieran molestias cada otoño con trabajos de reconstrucción, ya que los hoyos afectados generalmente quedaban fuera de juego durante la construcción y el grow-in.

Afortunadamente, el club cuenta con un segundo campo, un diseño corto de nueve hoyos diseñado por Seve Ballesteros, que también comienza y termina en la casa club, por lo que cuando se quitaron hoyos del campo principal para su reconstrucción, los socios y visitantes pudieron reemplazarlos con un número similar de hoyos del campo de Seve.

«El club tomó la decisión de reconstruir completamente un hoyo cuando estaba cerrado, por lo que la mayoría de los tees y todos los bunkers del campo se han reconstruido durante los últimos catorce años y desde 2016 todos los bunkers se han reconstruido con revestimientos Better Billy Bunker y taludes Durabunker, actuación coordinada por Mafer Golf. Muchos de los bunkers han sido rediseñados y reposicionados para reflejar mejor el juego moderno, aunque muchos bunkers originales de Colt, abandonados en años anteriores, han sido reabiertos para recrear históricos desafíos de los hoyos», explica David.
 

 
Siete de los dieciocho greens han sido totalmente rediseñados y reconstruidos, generalmente aquellos que sufrieron las peores consecuencias de la reconstrucción de los años noventa. Generalmente, las líneas de drenaje y riego a lo largo del hoyo fueron reemplazadas y actualizadas con cada renovación.

Se ha creado un hoyo completamente nuevo, el hoyo 10 par 3 de ciento sesenta metros de longitud, que reemplazó a un impopular hoyo cuesta arriba par 3 de ciento noventa metros de largo creado en la década de 1970 cuando los hoyos 9 y 11 se ampliaron de pares 4 largos a pares 5 con la ampliación del campo a terrenos adyacentes para darle el diseño actual de par 70.

«La creación en la década de los setenta de los nuevos greens 9 y 11 significó, desafortunadamente, la pérdida del magnífico complejo de green del 10 original de Colt, que estaba descuidado y cubierto de maleza en el área de juego frente a los tees 11, un recordatorio de la excelencia del complejo de green original de 1928, especialmente en contraste con cómo quedó el rediseño cuesta arriba realziado en esos años», continúa David.

«Cuando surgió la oportunidad, como parte de nuestro programa de 2015 en los hoyos 9, 10 y 11, decidimos recrear ese gran complejo de green de Colt y, afortunadamente, descubrimos un área de contornos originales similares en la que se podía crear a menos de cien metros del original. Examinamos el Colt original y lo recreamos como parte del programa de renovación de ese año. Cuando vio por primera vez el hoyo terminado, Javier Botín, presidente del club, exclamó: “Siempre esperé que fuera bueno, ¡pero no me di cuenta de que sería tan bueno!», apunta.
 

 
Otro par 3 que originalmente causó preocupación entre los socios sobre su rediseño y reconstrucción fue el hoyo 7, de ciento cincuenta y cuatro metros de largo, generalmente considerado como el «hoyo distintivo» del diseño, y muchos socios preguntaron por qué era necesario hacer algo en el que para muchos era su hoyo favorito.

Para convencer a los escépticos, David Williams Golf Design generó imágenes del “antes” y del teórico “después” destacando los muchos problemas con el hoyo existente, incluidos antiestéticos caminos, bunkers invisibles, árboles colgantes, un green muy inclinado y una serie de otros problemas. Durante la reconstrucción del hoyo en 2018, los socios pronto se convencieron de los beneficios del rediseño.
 

 
Durante la pandemia los trabajos de renovación se ralentizaron pero continuaron y el club tomó la decisión de concentrarse en los pocos hoyos que solo requerían renovación del bunker, proporcionando David Williams Golf Design planos detallados y supervisión remota dada la imposibilidad de viajar al extranjero.

Sin embargo, con la reanudación de los viajes internacionales tras la pandemia, los dos últimos trabajos de otoño e invierno han supuesto la renovación total en 2022 del hoyo 2, un largo par 3, y del complejo hoyo 4, par 4, el más difícil del campo.

«En el hoyo 2 no sólo hemos renovado todos los bunkers existentes sino que también hemos reabierto dos bunkers de aproximación originales de Colt que habían sido cubiertos de césped en los últimos años. Ahora es un par 3 largo, dramático pero igualmente difícil, ligeramente cuesta abajo y muy pintoresco», apunta David.
 

 
«En el hoyo 4 creamos un área de salida adicional y reabrimos un abandonado bunker de calle de Colt además de cambiar drásticamente los contornos del green para crear un área mucho más jugable que la que existía anteriormente. También se ha recreado el espectacular complejo de bunkeres junto al green», prosigue.

El trabajo del pasado invierno incluyó la renovación de los hoyos 8, 13 y 14, con tees, bunkers y alrededores del green totalmente reconstruidos, e incluida la reapertura de algunos bunkers originales de Colt que se habían rellenado durante años anteriores.

Los trabajos de construcción de este y el año pasado en los hoyos 2, 4, 8, 13 y 14 fueron realizados por Cugargolf siguiendo los pasos de los contratistas anteriores Jerigolf, Garden & Golf y European Golf Services que trabajaron en fases anteriores del proyecto.

Cuando Colt diseñó el campo en la década de 1920, el sitio estaba abierto y con muy pocos árboles. En los aproximadamente noventa años transcurridos, la gran mayoría de los hoyos se han vuelto arbolados, lo que crea interesantes desafíos de golf, pero a menudo bloquea las vistas abiertas de la bahía de Santander que existían anteriormente.

Por ello, paralelamente a los trabajos de construcción se han eliminado muchos árboles, abriendo el campo, pero igualmente importante, abriendo las espectaculares vistas del mar y las montañas que rodean el campo.
 

 
Aunque la implementación del ‘Master Plan’ de 2010 está prácticamente completa, Williams anticipa aún más trabajo en el club en los próximos años.

«Durante nuestra participación de catorce años, hemos agregado propuestas además de las de nuestro ‘Master Plan’ original, y muchas de ellas aún deben implementarse», comenta.

«¡Y todavía quedan mejoras por hacer en el campo de nueve hoyos diseñado por Seve! Ya hemos trabajado en él (a menudo en los inviernos de barbecho, cuando no estábamos trabajando en el campo de competición), incluida la construcción de dos hoyos par 3 completamente nuevos, necesarios cuando se construyó un depósito importante en dos hoyos del campo para proporcionar capacidad de almacenamiento de agua», concluye.

David Williams Golf Design también ha llevado a cabo el rediseño del campo de nueve hoyos par 3 del club, en previsión de la reconstrucción total programada para los próximos años.