Noticias destacadas

Gestión automatizada de correspondencias, servicio de buggy bar, calculadora de hándicap de juego, envío automatizado de encuestas de seguridad y reservas de pistas de tenis y pádel, entre los nuevos servicios disruptivos habilitados en Clapphouse

The Mulligan Factory demuestra el potencial de la sección “Servicios” de Clapphouse con el desarrollo e implementación de nuevos servicios disruptivos que aprovechan todo el potencial de la solución para ofrecer nuevos servicios de valor añadido a los usuarios y ayudar al club de golf a optimizar su operativa y hacer que ésta sea más segura.
 

The Mulligan Factory, empresa especializada en la transformación digital del sector del golf, está presentando en los últimos días nuevos servicios disruptivos con el objetivo de ayudar a los clubs de golf que cuentan con Clapphouse a seguir digitalizando sus operaciones en todos sus ámbitos.

La automatización del proceso de gestión de solicitudes de correspondencia entre clubs es uno de ellos, y el más demandado en la actualidad. A partir de ahora, aquellos clubs que lo deseen podrán fácilmente digitalizar dicho proceso de manera que sus socios y/o abonados puedan solicitar una correspondencia en cualquier momento sin necesidad de contactar a su club.

Adicionalmente, el club de destino puede requerir al cliente invitado que se identifique de manera segura a través del carnet digital de Clapphouse, con lo que es posible validar en todo momento la identidad del jugador y evitar las suplantaciones que se dan de vez en cuando con el objetivo de beneficiarse de las condiciones especiales de dichas correspondencias.

Gracias al nuevo servicio de buggy bar el club puede facilitar al jugador la solicitud de entrega en el campo de comida y bebida. El menú puede configurarse a gusto del club e incluso es posible habilitar una pasarela de pago para que el cliente pueda fácilmente pagar su pedido en el momento de realizarlo. Alternativamente, el club puede hacer uso de la nueva funcionalidad de pagos asistidos de Clapphouse para cobrar el pedido en el momento de la entrega.

Clapphouse también permite el envío automatizado de campañas invitando a los clientes a rellenar una breve encuesta. Por ejemplo, una encuesta de seguridad. El club puede seleccionar entre múltiples detonantes para decidir cuándo enviar la campaña para cada jugador (ej. el mismo día de la visita a las ocho de la tarde), y el jugador puede responder a la encuesta en cuestión de segundos. El club también puede limitar fácilmente el número de solicitudes que cada cliente puede llegar a recibir.

El servicio de reserva de pistas de tenis y pádel es un ejemplo concreto en el ámbito de las “reservas de servicios de valor añadido”. El sistema de reservas es extremadamente flexible y puede ser aplicado fácilmente a muchos otros casos de uso como el de reserva de hora en el gimnasio del club, reservas de clases, reserva de hora en la piscina, reserva de hora en el campo de prácticas y alquileres de todo tipo.

Finalmente, la nueva calculadora de hándicap de juego permite al jugador prescindir de la tabla de slopes. Gracias a dicha calculadora, el jugador ya no necesita revisar la densa tabla de slopes del club para poder identificar su hándicap de juego en cada ocasión. Este servicio, el cual supone un muy buen ejemplo de cómo la digitalización puede resolver rápidamente necesidades muy específicas de los jugadores, supone la primera de varias herramientas que la factoría tiene previsto ir desarrollando progresivamente en los próximos meses.

“Uno de los factores más diferenciales de Clapphouse es su capacidad para identificar de manera inequívoca a cada usuario de la app. El club sabe perfectamente quién es quién. Y gracias a ello es posible personalizar la experiencia del cliente hasta niveles insospechados. Por otro lado, la sección “Servicios” de la app fue diseñada de modo que fuera muy sencillo integrar la solución con soluciones digitales de terceros para distintos propósitos. Los nuevos servicios disruptivos que acabamos de lanzar son una buena muestra de lo que puede llegar a hacerse gracias a todo ello, y sin inversión adicional alguna por parte del club”, comenta Lluís Llavina, cofundador y CEO de The Mulligan Factory.

Todos estos servicios están disponibles sin coste adicional alguno para todos los clubs de golf que cuentan ya con Clapphouse, y el equipo de la factoría tiene previsto dedicar este próximo mes de agosto a ayudar de primera mano a cada club a desplegar los nuevos servicios de su interés.