Noticias destacadas

La huella de carbono medida en los tres campos de golf de Arabella Golf Mallorca confirma que absorben alrededor de dos mil toneladas de CO2 al año

Los campos de golf Son Muntaner, Son Vida y Son Quint presentan un impacto beneficioso sobre el medio ambiente al absorber sustancialmente más CO2 del que libera, según indica el reciente cálculo de su huella de carbono realizado por por la empresa especialista en medio ambiente Sinergies.

Durante el año 2018, las actividades de Arabella Golf Mallorca generaron algo más de mil seiscientas toneladas de CO2, mientras que su amplia superficie vegetal absorbió unas tres mil seiscientas toneladas. La diferencia positiva de alrededor de dos mil toneladas equivale al CO2 emitido por casi cuatrocientos coches de tamaño medio que recorrieran veinte mil kilómetros al año. Por otro lado, el plan ambiental de Arabella Golf que incluye numerosos esfuerzos de la empresa por reducir el consumo de agua regenerada para riego, restringir el uso de productos químicos, utilizar productos fitosanitarios sostenibles y reducir los residuos, ha permitido rebajar en un 6’6 % las emisiones de CO2 respecto al 2017.

Los positivos resultados del año 2018 se midieron a través de la huella de carbono, indicador internacional que mide la emisión de CO2 en base a las actividades de una empresa, bien de forma directa, como a través del consumo eléctrico, o indirecta, como la gestión de residuos. De esta manera se obtiene una instantánea de la contribución de una organización al efecto invernadero y sirviendo como herramienta de medida de cuál es la evolución ambiental.
 

 
Para reducir los residuos plásticos los tres campos del grupo han suspendido la venta de botellas plásticas de agua y, en cambio, proporcionan a los jugadores fuentes de agua que dispensan agua mineralizada purificada por ósmosis inversa. Cada pro-shop está vendiendo botellas de agua recargables con logotipo de aluminio por cinco euros que los golfistas pueden usar para rellenar el campo y alrededor de la propiedad con la frecuencia que deseen.

“Hemos priorizado invertir en medidas ecológicas siempre que sea posible y nuestro compromiso de eliminar las botellas de agua en nuestros campos es otro ejemplo de cómo lo estamos implementando. Adoptamos plenamente nuestro papel para ayudar a hacer cambios positivos y estamos orgullosos de ofrecer una experiencia de golf de primera clase que va de la mano con la sostenibilidad y el cuidado del medio ambiente”, apunta Bernat Llobera, director de área de Arabella Golf.

La extensa y revolucionaria mejora de césped que en 2018 el resort implementó en Golf Son Muntaner para reducir radicalmente el consumo de agua ha sido un factor importante para compensar las emisiones de CO2 de la empresa. La inversión y el compromiso de ser respetuosos con el medio ambiente han permitido a Arabella Golf Mallorca ser el único resort de golf en España acreditado por ISO 14001 y EMAS (Community Eco-Management and Audit Scheme) con la certificación del Sistema de Gestión Ambiental.