Destacado

Lara Arias, atleta y futura greenkeeper: «Los greenkeepers son profesionales cada vez mejor formados, ingenieros agrícolas o forestales especializados en césped deportivo»

Lara Arias es Ingeniero Técnico Forestal y recientemente ha finalizado el Máster en Gestión y Mantenimiento de Campos de Golf y de Fútbol de EADE. Tras concluir su carrera universitaria a la vez que competía en atletismo de alta competición y colaboraba con Under Armour, Lara se trasladó de Zamora natal a Málaga, en donde ha desarrollado prácticas de greenkeeper en el Club de Golf Guadalhorce y en Finca Cortesín en combinación con su preparación de la prueba de los 3.000 metros obstáculos en el Club Nerja de Atletismo.
 


 

¿Qué te motivó a dedicarte al mantenimiento de campos de golf?

Estaba en León, trabajando para Under Armour mientras terminaba las últimas asignaturas de Ingeniería Técnica Forestal, cuando Mario Chousa, golfista profesional y profesor del método SNAG en León, me habló de la profesión de greenkeeper y de las actividades de mantenimiento de campos de golf. Me puse a investigar un poco y en octubre del año pasado decidí dejar mi trabajo y continuar mi formación en este ámbito. Fue la mejor decisión que pude tomar.

 

Un buen mantenimiento de un campo de golf, el activo más importante de cualquier club, es fundamental, ¿crees que en España se valora a los greenkeepers como se merecen?

Creo que no están valorados como se merecen. Los greenkeepers son profesionales cada vez mejor formados, ingenieros agrícolas o forestales especializados en césped deportivo. Son profesionales que pasan muchas horas en el campo.

 

Actualmente combinas un máster de gestión y mantenimiento de campos de golf (prácticas incluidas) con la preparación constante para la alta competición, ¿cómo te planteas tu día a día?

Acabo de terminar el master pero durante el curso lo he compatibilizado bastante bien, al final he conseguido varias marcas personales y he ayudado a mi equipo, el Club Nerja de Atletismo, a estar entre los mejores a nivel nacional. Es duro pero a la vez gratificante. Me levanto a las seis de la mañana y estoy siete horas, o más, en el campo. Realizo un gran esfuerzo físico pero al final lo he compaginado bien, sin llegar a obsesionarme y siendo consciente de que lo primero es mi formación.

Siempre he tenido claro que lo importante son mis estudios pero disfruto mucho con el atletismo. Llevo desde los nueve años practicando un deporte que me ha dado la oportunidad de poder vivir en una residencia deportiva en Palencia durante tres años estudiando becada la carrera.

 

Un tópico generalizado del golf en España es que es un “deporte para la élite”, algo que frena mucho su promoción en nuestra sociedad. ¿Tú cómo lo ves?

En estos meses he podido visitar dos tipos diferentes de campos. Por un lado, campos de socios donde gestionan muchas salidas con greenfees más económicos, y por otro lado campos de alto nivel en donde las salidas son escasas y cuidan todo tipo de detalles.

Creo que en el caso de los campos de socios se debería promocionar más este deporte entre los más pequeños, los niños son el futuro. Muchos de estos campos se quejan de que no consiguen socios nuevos y sólo se preocupan de vender greenfees a los extranjeros dejando a un lado la promoción de este deporte. Creo que deberían cuidar más este aspecto.

 

Mantienes una presencia constante en redes sociales, ¿son éstas, especialmente Twitter, un elemento importante para la difusión del golf como deporte de masas?

Sí, por supuesto. Encuentro muchos factores positivos en el uso de las redes sociales, me parece una forma fantástica de dar a conocer tanto el deporte del golf como las tareas de mantenimiento que se realizan en los campos para que estos se mantengan en buen estado. Además, creo que es un buen medio de aprendizaje, da la oportunidad ver como trabajan otros greenkeepers de todo el mundo y también conocer rápidamente las novedades del sector.

 

Has empezado a jugar al golf hace poco, ¿cómo te sientes con este nuevo deporte?

Al principio me costó mucho, es un deporte que necesita muchas horas y yo no le dedicaba tiempo suficiente. Ahora ya me gusta mucho más y lo disfruto… ¡pero tengo que dedicarle más tiempo!

 

¿Cuáles son tus objetivos a corto y medio plazo? ¿Greenkeeping, atletismo, otra actividad?

¡Greenkeeping, por supuesto! Este mundo me ha fascinado, tengo veinticinco años y quiero seguir formándome, buscar trabajo y poco a poco ir cogiendo experiencia.
 

lara arias 4