Noticias destacadas

Los campos de golf, de estrella durante el ‘boom’ a pesadilla de promotores y bancos

Es, junto con el suelo, uno de los activos más tóxicos que ha generado la mayor burbuja inmobiliaria jamás gestada en España. Hablamos de los campos de golf y la multitud de promociones inmobiliarias que vieron en ellos la posibilidad de vender sus viviendas entre un 25% y un 30% más caras, simplemente por el hecho de estar junto a uno de ellos sin importar cuál sería el futuro del mismo en cuanto a la gestión posterior.

El resultado, auténticos cadáveres repartidos a lo largo y ancho de toda la geografía española a la espera de que alguien se atreva a sacarlos adelante. Muchos de ellos, la inmensa mayoría, han acabado en manos de la banca o de la Sareb, como tantos otros activos inmobiliarios que llevan años a la espera de encontrar una salida en el maltrecho mercado inmobiliario español.

 

Lee la noticia completa aquí.