Destacado

Los ‘pros’ españoles Pedro Romero y Natasha Fear, entre los graduados de la promoción de 2024 de la PGA Británica

Hace unos días, el histórico Gran Salón en el corazón del campus universitario de la Universidad de Birmingham demostró una vez más ser un escenario apropiado ya que los graduados de la PGA Británica estuvieron acompañados por familiares, amigos y personal en lo que sigue siendo una de las fechas más importantes de su calendario.

«La graduación es el evento más importante de nuestro año. No es sólo el día más importante para el departamento de educación, también es el día más importante para la PGA ya que damos la bienvenida a un nuevo grupo de miembros PGA. Es posible que los graduados de hoy no comprendan la importancia de este día. Muchos de estos aprendices celebrarán el final del programa de formación de la PGA pero en realidad este es el comienzo de algo. Este es el comienzo de una membresía y una relación con la PGA que esperamos dure treinta o cuarenta años y los lleve a un amplio espectro de roles y carreras dentro de la industria del golf», explica Paul Wiseman, director ejecutivo de Formación de la PGA Británica.

«Como director del programa de fomración de la PGA, tengo un enorme sentimiento de orgullo. Esto no es solo una celebración del PGA Foundation Degree o del Diploma de Educación Superior, hay muchos elementos diferentes del programa que se unen a través de la colaboración interna y externa, y se vuelve aún más desafiante debido a la amplia distribución geográfica de los estudiantes», añade Wiseman.
 

 
Entre los que se graduaron se encontraban dos españoles, Pedro Romero Fernández de Henestrosa y Natasha Fear, jugadores profesionales de golf que atesoran una sólida carrera de diverso perfil ejerciendo actualmente ambos como entrenadores de golf en Alemania.

«Acceder a la Asociación de Jugadores Profesionales de Gran Bretaña e Irlanda es un proceso que implica varios años de estudios universitarios, trabajo práctico, exámenes teóricos y prácticos, así como ciertos resultados en competiciones profesionales. La PGA británica es la más antigua del mundo y la única que ofrece una formación universitaria equivalente al 75 % de un grado universitario. En este caso, se trata de un grado especializado en golf que abarca todos los aspectos de la profesión de un PGA», explica Pedro Romero.

«Tuve la suerte de completar mi programa de formación como asistente de la PGA Británica en Costa Ballena Golf, el campo donde comencé a jugar al golf. Durante tres años me formé con Enrique Soto, director de la escuela de golf de Costa Ballena y miembro de la PGA Británica. Es un programa muy exigente que saca lo mejor de cada uno y que recomiendo a cualquier persona que desee crecer profesionalmente en la industria del golf. Está diseñado para aquellos que buscan más oportunidades a nivel internacional y tienen interés en comprender cómo funciona este mundo. En la actualidad, estoy trabajando como entrenador a jornada completa y de forma independiente en Stuttgart, Alemania. Esta oportunidad surgió gracias a la asociación, la cual cuenta con un portal de trabajo de primer nivel a nivel mundial», añade.
 

 
«Me pasé a ‘pro’ en 2017 y jugué en el LET Access Series durante tres años así como en el Ladies European Tour durante otros tres años, circuito del que todavía soy miembro. Además de competir a un alto nivel y completar la licenciatura en estudios de Golf Profesional con la Universidad de Birmingham y la PGA británica, he trabajado en Medinah Country Club durante una temporada completa en 2022 y actualmente soy entrenador a tiempo completo en Golf Club Hammetweil (Alemania)», explica por su parte Natasha Fear.

El programa de formación de la PGA Británica, que abarca el título básico de tres años, se fundó hace más de cincuenta años y cubre todos los aspectos del golf, desde el entrenamiento y el ajuste hasta la gestión y las ciencias del deporte. El 97 % de las personas que se gradúan pasan a trabajar en la industria del golf, donde emprenderán más de ochenta opciones profesionales.