Destacado

Palomarejos Golf retoma la actividad de su Escuela de Golf Adaptado tras el parón obligado por la pandemia

Palomarejos Golf ha retomado las clases especiales de su Escuela de Golf Adaptado y continuará promoviendo la práctica del golf entre las personas con parálisis cerebral tras el parón obligado por la situación sanitaria durante la pandemia de la COVID-19. Así, Palomarejos Golf seguirá impartiendo sus programas especializados en reducir las barreras a las personas con diversidad funcional como viene haciendo desde el año 2010 con el objetivo principal de promocionar este deporte entre las personas con discapacidad.

Para ello vuelve a contar con el tutor de estas clases, Gabriel López-Escribano, quien es pionero en la titulación oficial de la Fundación Sergio García para impartir este tipo de educación especial y que ya ha instruido en la práctica del golf a una treintena de alumnos de la Asociación de Ayuda a la Parálisis Cerebral (APACE). Tanto la directora de Palomarejos Golf, Beatriz Hesse, como el profesor López-Escribano han coincidido en el compromiso del club con esta actividad debido a sus múltiples beneficios, por lo que han anunciado que continuarán asumiendo los costes de los cursos de enseñanza especial sin ayudas o subvenciones externas gracias a su mutua disposición.

Las clases están diseñadas y ejecutadas por López Escribano y la directora de la escuela, Ana Ramón de Fata y asistidas por los técnicos de APACE en función de los objetivos individuales de los participantes. Por su parte, APACE ha destacado que los efectos generales que se pueden conseguir en las clases son, por un lado, físicos, porque regulan el tono muscular, mejoran la motricidad, el equilibrio y movilizan la columna y las caderas.

Por otro lado, se tratan también aspectos psicológicos, como la mejora de la autoestima, el aumento de la concentración y la confianza, la disminución de la ansiedad y la creación de una sensación de bienestar general. Por último, entre los beneficios sociales destaca el desarrollo del respeto y amor hacia el medio ambiente, además de favorecer la inclusión familiar y social.