Reciente y destacado

The Mulligan Factory amplía la solución Clapphouse con un nuevo módulo funcional para el control de accesos en todo tipo de instalaciones

Con la presentación de este nuevo módulo, la factoría sigue consolidando la solución Clapphouse como el nuevo ‘hub’ de digitalización en el que software y hardware confluyen para facilitar al máximo el proceso de transformación digital en los clubs de golf españoles.

Gracias a esta nueva funcionalidad, los clientes pueden acceder a distintas instalaciones controladas a través de la app del club. “El cliente tan sólo tiene que acceder a la sección ‘Mi Llavero’ de Clapphouse y hacer clic en ‘Abrir puerta’ para que ésta se abra y pueda acceder a la instalación”, comenta Lluís Llavina, CEO y cofundador de The Mulligan Factory.

Para que esto sea posible, el club debe previamente adaptar cada acceso para que éste pueda controlarse remotamente y accionar así la apertura o cierre del mecanismo de control de acceso asociado según cada caso. Para facilitar dicho proceso, The Mulligan Factory proporciona al club de golf el hardware necesario para ello.
 

 
El Real Club de Golf de Tenerife y Club de Golf Castillo de Gorraiz han sido los primeros clubs en ofrecer a sus socios este nuevo servicio para abrir la puerta principal de acceso al club así como la puerta de acceso a la zona de prácticas y el torno de acceso a la zona deportiva, respectivamente. Para un mayor control, los clubs pueden consultar en todo momento un registro con todos los accesos que han tenido lugar.

“Cada vez que un usuario de Clapphouse trata de acceder a una instalación del club, la solución registra dicho intento y el resultado del mismo, ya haya finalizado éste con éxito o no. Ello facilita al club el llevar un mejor control de lo que está sucediendo en cada instalación. Por ejemplo, un cliente podría haber tratado de abrir la puerta sin estar presente, lo cual es detectado por Clappphouse en base a la localización del dispositivo y la solución bloquea el intento de acceso a la vez que deja constancia de ello en el registro de solicitudes de acceso”, añade Lluís Llavina.

Ahora mismo, esta solución llave en mano permite al club digitalizar el acceso a distintas instalaciones a un coste muy reducido. El hardware proporcionado por la factoría e integrado con Clapphouse no alcanza los cien euros por acceso a digitalizar, y posteriormente el club tan sólo abona una cuota mensual de mantenimiento que oscila entre los 9,99 euros y 24,99 euros e independientemente del número de accesos digitalizados y controlados con la solución.