Noticias destacadas

The Mulligan Factory exprime al máximo la integración de Clapphouse con iMasterGolf para ofrecer su propia versión del ‘self check in’

Gracias a esta nueva funcionalidad incluida en la nueva versión de Clapphouse, el jugador puede realizar fácilmente el ‘check in’ desde su móvil tanto para sí mismo como para otros jugadores en la misma reserva. Al finalizar el ‘check in’, la reserva queda liquidada en los sistemas de iMaster.golf del club y el marshall puede consultar en tiempo real el estado de la misma.
 

The Mulligan Factory, factoría especializada en la transformación digital del sector del golf, ha publicado recientemente la nueva versión 6.0 de Clapphouse internamente bautizada como “Santapazienza”. En esta versión se incluyen múltiples novedades como la nueva funcionalidad de self check in desarrollada siguiendo el singular enfoque disruptivo que caracteriza a la empresa y presenta múltiples innovaciones.

Con el objetivo de ampliar el potencial de esta nueva funcionalidad, The Mulligan Factory ha exprimido su integración con la suite iMaster.golf para permitir al jugador realizar en tiempo real el check in parcial o total de cualquier reserva. Así, es el cliente quien puede decidir en cada momento qué jugadores de la reserva incluir en el proceso de check in.

Como parte del proceso, el jugador puede pagar el importe correspondiente a los jugadores seleccionados, e incluyendo tanto el importe de los greenfees como de cualquier otro servicio adicional incluido en la reserva como por ejemplo alquileres o artículos del proshop. En esta primera versión de la funcionalidad, el jugador puede abonar el saldo pendiente de pago mediante el cargo en su cuenta del club o bien mediante el uso de su tarjeta monedero.

El self check in puede realizarse en cualquier momento durante el mismo día de la reserva. Para un mayor control, el club puede también habilitar un código de bloqueo que impedirá al jugador iniciar el proceso de self check in a no ser que disponga de él. La activación de este código puede ser útil para controlar mejor en qué momento y en qué instalaciones del club el jugador podrá realizar el check in desde su dispositivo móvil.

En cualquier caso, si el jugador trata de iniciar el proceso de self check in en un día anterior al de la reserva, éste podrá consultar los detalles de la misma, e incluyendo la identidad del resto de jugadores incluidos en la misma reserva y los detalles de los importes pendientes de pago para cada uno de ellos. Y si la reserva ha sido liquidada por otro jugador, podrá consultar la identidad del jugador que realizó el check in en su nombre.

“Estamos muy orgullosos de esta nueva funcionalidad, la cual nos ha dado varios quebraderos de cabeza. De ahora en adelante, en aquellos clubes que la activen los jugadores podrán realizar el ‘check in’ desde el móvil de manera rápida y segura, ahorrando al personal del club unos minutos preciosos que podrán dedicarse a otras tareas de mayor valor añadido”, comenta Lluís Llavina, cofundador y CEO de The Mulligan Factory.

“Es importante destacar que, en aquellos escenarios en los que el club dispone de un marshall para controlar las salidas al campo, esta nueva funcionalidad no sustituye en ningún caso a esta figura, sino que lo descarga de cierto trabajo administrativo a la vez que ofrece al jugador una opción más conveniente para realizar el pago de su reserva en el club”, amplía Lluís.

Esta nueva funcionalidad de pago se suma a otras como la del ‘Carnet digital’ e ‘Inscripciones PRO’ ya disponibles que ofrecen un valor añadido a aquellos clubes que desean dar un paso más en la digitalización de sus operaciones, y se suma con una oferta especial de lanzamiento irrepetible, y es que los clubes de golf que usan Clapphouse podrán disfrutar de ella sin coste alguno hasta finales de año.