Noticias destacadas

Un revolucionario carnet digital, ‘check in’ automático y cargos a cuenta, novedades que incorpora Clapphouse gracias a su integración con iMasterGolf

The Mulligan Factory incorpora múltiples novedades en la app Clapphouse con la finalidad de ayudar a los clubs a transformar su operativa ante la nueva situación, y facilitar que ésta sea cada vez más ‘contactless’. Tanto los clientes existentes como los nuevos clientes de la solución podrán hacer uso de ellas próximamente, y en algunos casos incluso sin coste alguno hasta el próximo 31 de agosto de 2020.
 

La nueva versión 5.5 de Clapphouse incorpora múltiples novedades específicamente pensadas para facilitar a los clubs de golf la progresiva digitalización de los procesos clave no sólo con el objetivo de que la experiencia del cliente sea cada vez mejor, sino también con el propósito de que la operativa del club sea cada vez más contactless y segura, aspecto fundamental en este nuevo escenario que la sociedad en general está viviendo y al que todos los actores del sector sin excepción deben adaptarse.

“Llevamos algo más de un mes de confinamiento, y el mundo en el que vivimos ya se ha transformado. Aún quedan algunas semanas para poder volver a disfrutar del golf, pero tenemos claro que ya nada será igual. Debido a ello, durante el último mes hemos hecho un gran esfuerzo por agilizar el desarrollo de nuevas funcionalidades clave que creemos pueden ser de gran utilidad a la hora de afrontar con mayores garantías la reapertura de los clubs a corto plazo, y de cara a consolidar paulatinamente y a medio plazo una nueva operativa más digitalizada”, comenta Lluís Llavina, cofundador y CEO de The Mulligan Factory.

Entre las nuevas funcionalidades que la factoría está desplegando ya de manera progresiva entre sus clientes destaca, por encima de todo, un nuevo concepto de carnet digital totalmente revolucionario. Un carnet digital vivo que habilita de manera simultánea y segura múltiples casos de uso para el control de acceso al club y a todo tipo de instalaciones internas, entre otros.

El carnet digital de Clapphouse es capaz de almacenar múltiples llaves de uso para distintos propósitos, y codificar en cada una de ellas distinta y muy variada información sobre el cliente para proteger su privacidad frente a terceros. Asimismo, el carnet es capaz de incluir un un sello temporal para asegurar la validez del mismo en todo momento, y de encriptar la información codificada para una mayor seguridad.
 

 
Otra de las funcionalidades que los clubs podrán utilizar para ofrecer a los clientes y empleados del club una mejorada y más segura experiencia es la posibilidad de que el cliente pueda realizar el check in él mismo desde la app, pudiendo liquidar en tiempo real, parcial y/o totalmente, una reserva específica y recibir el ticket de compra de manera digital. Esta nueva funcionalidad será una realidad gracias a la colaboración y estrecha integración con iMaster.golf.

Adicionalmente, los clubs también podrán habilitar de manera muy sencilla los cargos a cuenta, de manera que los clientes más asiduos puedan pagar fácilmente los distintos servicios cargando a cuenta el importe de los mismos, ya sea contra un anticipo previamente realizado por el cliente o bien a crédito para una posterior domiciliación.

Finalmente, se han habilitado nuevos espacios y formatos publicitarios en la app para que el club pueda comunicar de manera destacada aquella información más relevante relacionada con el club y la gestión de la crisis en curso.

Por un lado, el nuevo módulo de publicidad permite al club personalizar la pantalla de carga de la app, la pantalla de inicio e insertar mensajes publicitarios en cada uno de los eventos del club. Siempre y cuando no se utilicen como parte de la venta de un paquete de patrocinio o similar a un tercero, el club dispondrá de dichas opciones sin coste alguno hasta el 31 de agosto de 2020.

Por otro lado, el club también puede enviar y mostrar de manera destacada mensajes prioritarios. Estos mensajes permanecerán destacados en la sección “Notificaciones” de la app durante el periodo que el club haya determinado. Por supuesto, el club puede segmentar dichas campañas enviando mensajes distintos a distintos tipos de clientes, socios y no socios.

En el caso de que el club utilice los sistemas de la suite iMaster.golf y su base de datos se encuentre ya en la nube, la factoría se compromete a desplegar la solución Clapphouse en cinco días laborables siempre y cuando el club colabore proporcionando la información necesaria en cada momento.