Destacado

‘Una manera económica de tener césped natural para campos de golf’ (Tepeservi)

Existen varias maneras de conseguir un césped perfecto, desde la opción de la siembra pasando por la plantación de esquejes hasta llegar a la colocación de tepes.

Como sabemos, plantar semillas no siempre es la opción preferida por los profesionales del sector, ya que requiere de tiempo y no consigue con seguridad que el césped se establezca de manera uniforme.

Por otro lado tenemos la colocación de tepes, que no es la opción más económica aunque sí la más segura. En este artículo de Tepeservi no vamos a hablar de tepes sino de esquejes para conseguir un césped adecuado, una técnica elegida por muchos profesionales debido al abaratamiento de sus costes y la consecución de muy buenos resultados.
 

 
¿Cuándo se usa la plantación de esquejes? Cuando queremos conseguir una variedad de césped que no se reproduce a través de semillas (sin tener que usar tepes) lo que se hace es repartir trozos de partes vivas de la planta por el terreno donde queremos conseguir que se establezca.

Estas partes vivas de la planta se sacan de un campo donde la variedad ya se encuentre establecida. A la planta de la cual sacamos los esquejes se le llama “planta madre” ya que en el lugar donde se repartan se van a conseguir plantas idénticas a esta.

Podemos decir que los esquejes son el equivalente de las semillas pero de plantas que no se reproducen, aunque con una mayor adaptación el medio y consiguiendo un césped de manera más segura.
Antes de la plantación de los esquejes en el terreno debemos adecuarlo para que este consiga establecerse de una manera rápida y eficaz.
 

 
Algo importantes a comentar es que este tipo de plantación se realiza en los meses de calor, cuando se dan las condiciones perfectas para la reproducción de la planta, normalmente entre los meses de mayo y agosto. También destacar que no es lo mismo implantar esquejes en el mes de mayo que en el mes de agosto ya que existen diferencias debido a la proximidad de la bajada de temperaturas en el tiempo.

Dependiendo del mes se usarán una cantidad de esquejes u otras. Si se decide poner esquejes en los meses de mayo o similares lo que haremos será aportar una cantidad de mil doscientos bushel por hectárea, pero si lo que se quiere es plantar en el mes de agosto lo que se hará será repartir unos dos mil bushel por hectárea.

¿Qué conforma los esquejes? Una masa formada por rizomas, hojas y estolones, material que será la base de nuestro césped. Esta masa es material vivo por lo que no siempre la encontraremos en el mismo estado, en algunas ocasiones nos puede dar la sensación de que tenga una temperatura elevada y esto es algo totalmente normal.
 

 
A partir del primer mes podemos empezar a ver resultado de nuestros esquejes en el campo y veremos cómo va cerrando el terreno. Este periodo puede cambiar dependiendo de la época del año en la que lo hagamos, del número de bushel usados y por supuesto de los cuidados que se realicen del césped.

¿Cómo se transportar los esquejes? Es recomendable que se transporten de manera rápida, aunque se conocen situaciones donde los esquejes han tenido grandes tránsitos, con temperaturas poco recomendables para ellos y aun así han llegado perfectos a su destino final.

¿Y cuál es el resultado de plantar esquejes? Pues un campo perfecto y homogéneo. En concreto la variedad de esta foto es la Bermuda Híbrida Tahoma 31, para disponer de esta variedad solo se puede hacer de dos maneras a través de tepes o de esquejes.