Noticias destacadas

Best Garden finaliza la instalación de los ‘target greens’ del área de prácticas de Los Naranjos Golf Club

Best Garden, empresa malagueña dedicada a la instalación de césped artificial, trabaja con entusiasmo para detectar las necesidades de los clubs y jugadores de golf, aplicando nuevas herramientas para hacer más atractivo este deporte y especializándose en realizar mejoras en los driving range.

El driving range es una parte muy importante de un club de golf ya que muchos jugadores pasan gran parte del tiempo entrenando su técnica. Con el fin de mejorar las instalaciones de los clubs, haciéndolas más profesionales, estéticas y atractivas, Best Garden se ha especializado en este tipo de proyectos. La ventaja principal de los target greens es que los jugadores entrenan con objetivos claros a diferentes distancias, emulando los golpes que realizan en el campo. Pegar bolas a objetivos concretos significa aumentar la concentración y, por lo tanto, mejorar la calidad de los jugadores, además de embellecer la zona.

La ventaja principal para los clubs con la inclusión de target greens en el driving range es la imagen que están dando a sus socios y visitantes, además de aumentar los ingresos que Best Garden calcula en una franja de un 25-35 %. El más reciente proyecto realizado por Best Garden han sido los target greens de Los Naranjos Golf Club en Marbella, un proyecto originado a petición de su gerente, Julián Romaguera, quien quería incentivar la zona de prácticas y hacerla más atractiva para los amantes del golf.

“Pensamos en la posibilidad de poner unos greens artificiales en nuestro campo de prácticas con el objetivo de ofrecer un valor añadido a la experiencia de entrenamiento y un campo de prácticas mejor equipado para nuestros socios. Desde el principio, Best Garden se ha posicionado como la mejor opción en todos los sentidos, fundamentalmente por su involucración en el proyecto y el compromiso con nuestras necesidades. El equipo al completo ha trabajado con el nuestro de una forma profesional y cercana, hecho que ha favorecido a la forma en la que se ha realizado el proyecto”, indica Julián Romaguera, director de Los Naranjos Golf Club.


 
En este proyecto había que tener en cuenta la orografía del terreno así como la circunstancia de que existen dos tee lines en el área de prácticas, uno para socios y otro para público general. Una parte del terreno es en subida mientras que otra es en bajada, por lo que se convirtió en un proyecto especial con muchos factores a tener en cuenta. Este driving range se asemeja a un gran valle donde ambos tee lines se encuentran a cierta altura respecto a los target greens.

“El estudio del terreno, su orografía y planimetría, es fundamental para la toma de decisiones y la ubicación de los ‘target greens’. Por lo tanto, unos ‘target greens’ están ubicados para recibir desde el tee line de socios y otros para recibir las bolas proveniente del ‘tee line’ público. Este proyecto tiene la particularidad de que el gran green central tiene dos caras, ambas mirando hacia los diferentes ‘tee lines’. Hicimos una especie de green en torsión que pudiese recibir bolas desde ambas partes del ‘driving range’ y el resultado ha sido espectacular”, expone Ernesto Mira, director de Best Garden. “Algunos de los ‘target greens’ tienen un tamaño considerable. Destaca también el ‘target greens’ con forma de guitarra que unifica dos objetivos y banderas. Los ‘target greens’ reciben muy bien, que al fin y al cabo es lo que más atrae a jugadores de cualquier nivel”.


 
Los collares o antegreens y el césped de recepción se realizaron en colores buscando un alto contraste para definir bien los objetivos. En este driving range era necesario hacer un fuerte contraste de colores por lo que la tonalidad del collar es más oscura que la del green, que es un tono verde más claro. El equipo de Best Garden también moldeó los greens con sus shapers para darles la forma correcta, un trabajo altamente laborioso que requirió la presencia del técnico y arquitecto de golf Carlos Rodriguez. El moldeo es la fase más importante del proyecto junto con la elección de los materiales.

“Diseñar el nuevo ‘driving range’ de Los Naranjos Golf Club ha sido todo un reto ya que tanto sus amplias medidas como su particular geometría condicionaban mucho a la hora de hacer un planteamiento que además de estéticamente atractivo también fuese divertido y funcional para el usuario. La existencia de dos zonas de tiro situadas cada una a un extremo del mismo añadía otro factor más a tener en cuenta a la hora de diseñar este tee de prácticas”, comenta Carlos Rodríguez, director de Romvo Architecture&Design. “Nuestra principal intención desde el comienzo del proyecto fue la de proporcionar a ambas zonas de tiro una cobertura total para distancias cortas, medias y largas, garantizando cubrir todo tipo de golpes en cualquiera de ellas. Encontrar una solución que se integrase correctamente en el entorno y que no resultara masiva a la vista no era tarea fácil, por lo que se decidió que la mejor opción sería que los greenes situados en la zona central del range fuesen compartidos para ambos usuarios. Este concepto nos permitió diseñar un gran green central con pendiente variable que da servicio a los dos teelines y que funciona como eje articulador de la propuesta ya que alrededor de este se disponen todo el resto de greenes que completan la actuación”.

La mayoría de los nuevos target greens de Los Naranjos Golf Club cuentan con obstáculos de arena para trasladar al jugador a situaciones reales que se encontraría después al jugar en el campo con la intención de que la manera de entrenar en la zona de prácticas sea cada vez más y más productiva. En este proyecto Best Garden se ha adaptado a la filosofía de Los Naranjos Golf Club, algo que se ha conseguido ya que la compañía siempre intenta adaptarse a la idea de cada club pero dejando el “sello Best Garden” y realizando el proyecto de principio a fin.


 
“Un objetivo fundamental en Best Garden es que el conjunto de ‘target greens’ parezca lo más natural posible. Aunque esto es difícil de conseguir, somos capaces de naturalizar y suavizar el efecto artificial. Esto es uno de nuestros sellos de identidad”, añade Ernesto Mira, director de Best Garden. “Cuando nos encargan un trabajo con un presupuesto limitado preparamos el diseño para posibles ampliaciones, los nuestros son proyectos “vivos” donde se pueden realizar readaptaciones, ampliaciones y mejoras posteriores, lo que es otra ventaja”.

En este momento Best Garden se encuentra valorando otros tres proyectos, actualmente en fase de estudio. Para los clubs los target greens son un gran aliciente, tanto a nivel académico como de ocio. Al final resulta un perfecto complemento para la zona de prácticas, asequible para los clubs de golf, amortizable en muy pocos años y da como resultado el aumento de la facturación en consumo de bolas.